¿Soy felíz porque me alimento bien o me alimento bien porque soy felíz?

Las personas que se sienten más satisfechas y felices suelen beber y fumar menos, hacer más ejercicio y comer mejor. FELICIDAD es sinónimo de SALUD. Como nutricionista y mujer que disfruta de la buena calidad de vida te comparto mi decálogo para la felicidad.

  1. Realiza ejercicio a diario, y si no tienes tiempo aunque sea baila tus tres canciones preferidas de manera consecutiva.
  2. Duerme 7 a 8 horas. Se celoso con tu descanso, priorízalo en tu agenda como haces con todo lo demás.
  3. Come menos animales y más vegetales.
  4. Alcanza un peso con el que te sientas cómodo.
  5. No fumes, no tiene sentido. ¿O si?
  6. Cuida tu flora intestinal. Consume alimentos fermentados repletos de probióticos o bacterias buenas como; el yogurt, el kéfir, fermentaciones con vegetales (zanahoria, col, repollo, apio) y evita los laxantes y antibióticos.
  7. Prepárate tus comidas con cariño, respeto y buscando un arcoíris de colores en tu plato.
  8. Consume nueces, legumbres y semillas regularmente.
  9. Aléjate de los alimentos procesados.
  10. Date homenajes o premios cuando te los merezcas sin recurrir a la comida. ¿Cómo? A través de los otros sentidos: la vista: una exposición de arte, una buena película, el oído: con la música que te armoniza, el tacto: un masaje y el olfato: aromaterapia.

¡Ah!, y sonríe que los más felices sonríen sin razón. 

Suscríbete

Únete a mi lista de correo para recibir las últimas noticias y actualizaciones de mis servicios. 

¡Te haz suscrito!