¿Vas a pasar el día en la playa?

A las bacterias también les gusta el calor, el agua y la comida, tómalo en cuenta.

La mayoría de las intoxicaciones alimentarias las producen comidas que tenemos en casa, casi siempre por una mala conservación o pobre higiene. Si vas a ir a la playa o de picnic, sigue este decálo de recomendaciones y evita los riesgos:

1️⃣Conserva bien refrigerados los alimentos sin exponerlos a temperaturas extremas. Las neveritas portátiles son una buena opción. Ahora bien, hay que lavarla con detergente siempre antes de utilizarla y asegurarse que esté seca antes de meter los alimentos. 

2️⃣Al llegar al lugar, coloca la nevera a la sombra y tápala con una toalla de color claro. Si tienes una sombrilla, ponla debajo y si hay arena, aprovecha y entiérrala un poco.  

3️⃣No mezcles las bebidas con los alimentos. Así evitas que aumente la temperatura en el interior cada vez que la abras para sacar el agua.

4️⃣La nevera conserva mejor el frío cuando está llena. Si vas con poco, llévate una pequeña.  

5️⃣Lleva las frutas enteras sin cortar. A modo preventivo, todas las fruta con piel son una buena opción, tanto el guineo, las uvas, las manzanas y el melocotón. Lávalas antes de comerlas. 

6️⃣Los quesos duros y semiduros que no se derriten ni se ablandan demasiado rápido bajo el calor, son una buena alternativa. Llévalos enteros y córtalos cuando los vayas a consumir. 

7️⃣No uses alimentos que contengan huevo crudo como las mayonesas y otras salsas.

8️⃣Deja los alimentos tapados y bien protegidos dentro de recipientes herméticamente cerrados. Así no les visitan los insectos. 

9️⃣Lávate bien las manos antes de manipular la comida. Si no tienes agua, usa un gel hidroalcohólico.

🔟Cuidado con la contaminación cruzada. Separa los alimentos crudos de los cocidos y utiliza platos y cubiertos diferentes. 😉

¡Feliz finde!☀️ 🌊 🏖