“Cheat meal”?

Hay quien siente la necesidad de tener esto como parte de su dieta.  ¿Puedo hacer una “cheat meal”?  O, mejor aún, ¿tengo un “cheat day”?

Lleva toda la semana comiendo ensaladas y midiendo cada gota de aceite de oliva hasta que llega “el día”.  Ese día es, típicamente, en el fin de semana, cuando se permite comer y beber todo lo que entiende como “malo”, y lo hace, incluso en cantidades exageradas. Este planteamiento del “cheat day” es común verlo en personas que llevan planes de alimentación muy rigurosos. Es la manera de encontrar un respiro luego de tanto sacrificio. La fuerza de voluntad es como un músculo: se agota.

¿Qué pienso de esto? Que es un raciocinio poco saludable. Y les confieso que, si hay algo me incomoda en consulta, es ver el típico patrón de quien se pregunta si puede comerse la pera completa o solo la mitad y, luego, el domingo, se come el combo agrandado. Lo saludable sería no querer comer como si no hubiera un mañana, sino, más bien, disfrutar de la comida. Debemos buscar tener una relación más natural con nuestra alimentación. 🙌🏿

Estaba rico y nos excedimos. No pasa nada. El problema es cuando, en lugar de hacer un “cheat meal” de manera orgánica y con disfrute, hacemos un atracón compensatorio. No estamos engañando a nadie. Estamos coqueteando con los trastornos alimentarios y nos podemos jugar un levante.

Una dieta saludable mantiene un equilibrio de bienestar físico y mental, y la podemos llevar toda la vida. No es cíclica ni debe suponer, mucho menos, un castigo. 🙏🏽

Entonces, ¿es malo romper la dieta un día a la semana? No, en absoluto. Ya sea un capricho espontáneo o planificado, es necesario que haya =flexibilidad en cualquier patrón alimentario. Lo que tenemos que evitar es ese “loop” de hedonismo-tortura, porque puede ser un riesgo para los más sensibles. Tal vez no lo sea para ti, pero puede serlo para tu hij@, que lo está viendo. Incluso puede no desencadenar específicamente en un trastorno alimentario, pero puede dar espacio a otras conductas compensatorias insanas.

Saludable no es sinónimo de sacrificio. Tenemos que sacarnos esa idea tan errada de que una dieta saludable implica, literalmente, dejar de disfrutar.😉