No es dejar de comer, sino comer bien.

 

7 alimentos que te ayudan a controlar el peso:

Habichuelas y otras legumbres. Las legumbres no solo son una buena fuente de proteína vegetal, son ricas en fibra soluble, minerales y vitaminas del complejo B. Su consumo regular disminuye el riesgo cardiovascular, el riesgo de cáncer colorrectal y, por su elevado poder saciante, ayudan a controlar el peso corporal.

Nueces y todo tipo de fruto seco (almendras, etc). Estas pequeñas cápsulas de salud:

  • mejoran la regulación de la glucosa ya que aumentan la sensibilidad de la insulina. 
  • tienen una gran capacidad saciante y tras consumirlos dejarás de comer otros productos, probablemente no tan saludables
  • nos hacen gastar más calorías (termogénesis de los alimentos) ya que en comparación con otros “snacks” ultraprocesados, su digestión requiere mucha energía por parte del sistema digestivo. 

Viandas. ¿En serio? Sí, son saciantes y ayudan a disminuir el apetito. Su contenido calórico es bajo siempre y cuando no sean fritas. Es más, si son frías te convienen más. El plátano, la yuca y otros tubérculos contienen almidón. Si tras cocinadas se enfrían y se refrigeran, al día siguiente se obtiene un almidón resistente del cual se absorben menos calorías y que tiene un efecto prebiótico. Eso sí, no las puedes recalentar. Para el verano están perfectas así. 

Lácteos fermentados: yogur griego, skyr y kéfir. Como la proteína es saciante y protege el músculo ante el déficit calórico detrás de un plan de pérdida de peso, lo lácteos fermentados son una excelente alternativa como merienda. Lo importante es que no lleven sabor. Cualquier sabor, incluso elvainilla, significa que lleva azúcar añadido. Puedes añadirle cualquier fruta fresca y quedarás muy satisfechx.  

Frutas y vegetales frescos. Todos son excelentes. En el caso de las frutas, lo importante es comerlas en lugar de beberlas. Masticar la fruta nos sacia más, y como tardamos más en digerirla y metabolizarla, la glucosa en sangre aumenta de manera gradual. Por otra parte, los vegetales tipo crudités: zanahoria, pimientos y apio son un excelente ‘finger food’ para picotear sin excederse con las calorías. 

Las sopas, tanto calientes como frías (tipo gazpacho) son una excelente idea para llenarte. Prepáralas con una buena cantidad de vegetales y alguna legumbre, así potenciarás su efecto. Los gazpachos preparados con frutas y vegetales son una maravilla para el verano ya que te mantienen bien hidratadx. 

Aguacate. Las grasas, además de la proteína y la fibra, retardan la sensación de apetito. En concreto, tienen una digestión más lenta, no generan un aumento ni una bajada rápida de la glucosa en sangre, lo que contribuye a que el cuerpo tarde en pedir más combustible. ¿Y qué mejor que una grasa como la del aguacate que tiene un gran contenido en grasas saludables?

Cuidar el peso corporal es importante para la salud. Cuidar los hábitos, aún más. Procura que tu dieta sea sostenible en el tiempo. Eso es lo que consigue los resultados.